Panamá: Darienitas purifican en su casa el agua que se van a tomar

06 mayo 2016

En solo 30 minutos, el agua turbia que extraen del Chucunaque puede ser purificada con la innovadora tecnología.
 

La cuenca del río Chucunaque tiene una extensión de 1,796 kilómetros cuadrados y está localizada en una de las áreas más empobrecidas, de difícil acceso y con carencias de agua potable del país.

Rodeado de unas 40 familias de la comarca Emberá y custodiado por el Sistema Nacional de Fronteras, el Chucunaque es el único afluente que le suministra agua no potable a más de 250 personas de La Peñita, en su mayoría aborígenes, entre otras comunidades aledañas.

A sus orillas, el lodo y los sedimentos arrastrados por las lluvias evidencian los riesgos de salud a los que se someten día a día los habitantes, en especial los niños.

‘Esa agua del río con la que muchos de nosotros nos bañamos y lavamos la ropa es la misma que agarramos para tomar y cocinarle los alimentos a nuestros hijos, por eso se han estado enfermando de la piel y de diarrea. No tenemos agua potable', se lamentó Lisy Lino mientras caminaba hacia el Chucunaque en busca del recurso hídrico y contaba cómo ha aprendido a potabilizar el agua de manera artesanal.

A esta tecnología de bajo costo se le llama ‘Purificador de Agua P&G (Procter & Gamble), creada por la compañía del mismo nombre en colaboración con el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos y que promete ser un paliativo para cuando escasea el agua potable, a causa de los desastres naturales.

El uso del innovador producto está siendo impulsado mediante el programa ‘Agua para los niños' desde hace más de doce años, en más de veinte países del mundo, incluyendo Panamá, donde se desarrolla desde hace ocho con apoyo de la Fundación Pro Niños del Darién.

‘El agua potable puede mejorar la salud de las personas, ayuda a los niños a que permanezcan en la escuela y ofrece mejores oportunidades económicas para sus familias', afirmó David Taylor, presidente y gerente de P&G, responsable del producto de purificación de agua.

Hasta el momento, en Panamá se han distribuido 35 millones de litros de agua apta para el consumo humano, beneficiando a unas 55 mil personas de más de 75 comunidades de áreas de difícil acceso al agua potable, tales como La Peñita, Santiago de Veraguas, El Bale, Quebrada Guabo, Kankintú, comarca Ngäbe Buglé, Buenos Aires, Cerro Plata, Bocas del Toro, 24 de Diciembre, entre otras.

Este martes 3 de mayo se celebró a nivel mundial la purificación de 10 mil millones de litros de agua.

En La Peñita, la campaña se realiza desde hace casi cinco años y ‘ya nuestros niños no quieren tomar más de esa agua sucia, saben que les hace daño y por eso están pendientes', manifestó Amalys Dumasa, otra de las moradoras beneficiadas.

‘Es muy fácil y rápido purificar el agua desde la casa. En 30 minutos, tenemos agua potable, suficiente para una familia de cinco personas durante un día', explicó Cristalina Berrrugate, mientras hacía la demostración del efecto del producto en la Escuela de La Peñita en el marco de la celebración mundial.

Para hacerlo solo se necesita un envase, una cuchara, un paño y el sobre de Purificador de Agua P&G, que rinde 10 litros de agua sucia (establecido por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Según la OMS, más de mil niños mueren cada día en el mundo por enfermedades causadas por tomar agua no potable. ‘Antes me daba mucha picazón, granos y dolor de barriga, pero ya no', dijo la pequeña Darnelis, mientras roza con sus dedos las marcas de las cicatrices dejadas por las erupciones en su piel.

En Darién, más del 89% de los habitantes de la comarca y el 40% de los pobladores darienitas no cuentan con acceso al agua potable, según el Censo Nacional de Población y Vivienda del 2010.

‘El objetivo de la campaña es que tanto los adultos como los niños (incluyendo en las escuelas) adopten la costumbre de purificar el agua cruda extraída del río para evitar las enfermedades', acotó Rhina Álvarez, gerente de comunicaciones de P&G para Panamá. ‘Se ha demostrado que el purificador reduce la diarrea en niños menores de cinco años hasta en un 50%', aseguró Álvarez.

En casos de emergencia, la Cruz Roja Panameña, el Sistema Nacional de Protección Civil y el Ministerio de Salud son los encargados de la distribución inmediata del producto.


06 de mayo de 2016
Fuente: La Estrella de Panamá

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La biodiversidad y el medio ambiente son esenciales para alcanzar el bienestar social ¿Sabes que toda la vida del planeta Tierra está en peligro?

¡Descubre más acerca del tema con nuestra trivia semanal!

¡Ir a la Trivia!