En Durango, la peor sequía desde 1922

14 noviembre 2011

14 de noviembre de 2011
Fuente: Milenio 
Nota de Silvia Ayala

Desde 1922 no se había presentado una sequía tan grave y prolongada como la que se vive hoy en Durango, aseguraron diversas dependencias de gobierno, las cuales mantienen registros estadísticos en la materia.

En ese sentido, el secretario de Ganadería y Desarrollo Rural en la entidad, Carlos Matuk, afirmó que no hay registro de una situación de esta magnitud “en no menos de 89 años, que es cuando se tiene el registro de la CNA”.

El funcionario local sostuvo que la ausencia de lluvias en este año ha comenzado a ejercer mucha presión, sobre todo en el tema ganadero, “no hay recuperación del vital líquido y las presas se encuentran en un 30 a 45 por ciento de llenado, cuando a estas fechas deberían registrar un 80 o 85 por ciento de captación”.

De acuerdo con los registros de la Comisión Nacional del Agua y del Servicio Meteorológico local, en el último año la precipitación de lluvia en el estado ha sido muy escasa.

“La última precipitación que se tuvo fue en octubre, pero fue una lluvia muy ligera, ni siquiera alcanzó un milímetro de agua y considerando que no ha llovido en el resto del año, este 2011 está catalogado como uno de los más críticos en los últimos casi cien años”, indicó el encargado del Servicio Meteorológico estatal, Florencio Rodríguez.

Para ayudar a mitigar los efectos de este fenómeno atípico, el DIF estatal, encabezado por Teresa Álvarez del Castillo, inició una colecta de víveres entre las cámaras empresariales y sociedad, a fin de distribuirlos en las comunidades más afectadas.

Los daños por el estiaje suman pérdidas por más de 20 mil cabezas de ganado y 90 por ciento de cosechas. Tal es el caso de la comunidad de Carlos Real, donde el comisariado ejidal alertó que existen cerca de 300 animales sin vida y “de una hectárea se levantaron apenas 20 o 15 kilos”.

Asimismo, comunidades sin agua potable se han visto obligadas a pedir apoyos, como el municipio de San Juan de Guadalupe, donde se envían pipas con agua para el consumo humano.

De acuerdo con las autoridades, las zonas más difícil se presentan en el semidesierto y el norte, donde se encuentran Ocampo, Mapimí Tlahualilo.


Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El equilibrio entre las especies y los ecosistemas es lo que ha permitido la evolución de la vida así como su permanencia en el planeta Tierra ¿Sabías que personas ponen en riesgo su vida para cuidar el medio ambiente y mantener éste equilibrio?

¡Descubre más acerca del tema con nuestra trivia semanal!

¡Ir a la Trivia!