Mujer y medio ambiente

05 marzo 2018 Agua

El próximo jueves 8 de marzo, se conmemora por 43ª ocasión, el día Internacional de la Mujer. En este contexto vale la pena reflexionar sobre el papel que han desempeñado las mujeres en relación con el medio ambiente y su manejo.

Desde que surgió la civilización, las mujeres han sido responsables de preparar, y muchas veces también de proveer, alimentos a la familia, lo cual les ha proporcionado conocimientos profundos sobre los ecosistemas en los que viven.

Al estar a cargo de la salud y de la higiene de la familia, las mujeres se han hecho conscientes de los efectos del ambiente en el bienestar y han transmitido a sus hijos conceptos sobre el aprovechamiento y cuidado de los recursos, estableciendo patrones de consumo. Además, su propia biología, llena de ciclos y cambios, las vincula  de una manera muy particular con los cambios y ciclos propios de la naturaleza.

El actual modelo de gestión de los recursos genera un desequilibrio de género a favor de los hombres, que suelen ser los ejidatarios o propietarios legales de los bienes. Las mujeres, entonces quedan relegadas de la toma de decisiones, pero también tienen poco acceso a los beneficios de programas como el de pago por servicios ambientales, que entrega recursos sólo a los propietarios oficiales de la tierra.

Por otro lado, el deterioro ambiental agrava las diferencias económicas y sociales al afectar más a las personas con menos recursos, que en nuestro país son las mujeres indígenas de las comunidades rurales. Por ejemplo: la responsabilidad de proveer a la familia de agua y leña recae mayoritariamente sobre mujeres y niñas, que recorren grandes distancias para conseguirlas, lo cual, además de afectar su salud, les resta tiempo para ir a la escuela, trabajar por un salario o participar en actividades sociales o políticas.

Adoptar una política ambiental equitativa en términos de género implicará involucrar equitativamente a mujeres y hombres en el acceso, uso, control y beneficio de los recursos naturales.

Para impulsar esto se requiere de una amplia participación y compromiso de las instituciones públicas, privadas y de la sociedad a fin de garantizar que en sus acciones se reconozca, valore y potencialice el papel que desempeñan las mujeres en el desarrollo sustentable.

Continuemos pensando en estos temas y proponiendo opciones que contribuyan a la construcción de esquemas más justos para el manejo de los recursos naturales y permitan alcanzar una gestión basada en la equidad.

Compartir

El equilibrio entre las especies y los ecosistemas es lo que ha permitido la evolución de la vida así como su permanencia en el planeta Tierra ¿Sabías que personas ponen en riesgo su vida para cuidar el medio ambiente y mantener éste equilibrio?

¡Descubre más acerca del tema con nuestra trivia semanal!

¡Ir a la Trivia!